domingo, 13 de enero de 2019

De Vizcaínos a la ermita de Santa Julita

Sencilla excursión desde la localidad de Vizcaínos hasta la ermita de Santa Julita, ubicada en un solitario paraje en la cara sur de la Sierra del Mencilla. Partiendo del pueblo, recorreremos la margen de los arroyos Horquiza y Torrioza hasta llegar al templo, atravesando un gran bosque de robles.


Vizcaínos
f

A Vizcaínos llegamos fácilmente saliendo por la carretera N-234 de Burgos a Soria. Una vez en Barbadillo del Mercado, tomamos el desvío a la izquierda que a través de los pueblos de Pinilla de los Moros y Piedrahita de Juarros, nos deja en Vizcaínos.
El gran torreón de su interesante y característica iglesia iglesia románica, ya nos avisa desde lejos de la proximidad del pueblo. Su propio nombre nos indica el origen de los repobladores que fundaron este pueblo, a caballo entre la Tierra de Lara y la comarca de Neila.

Centro de Vizcaínos.
Junto a la iglesia, dejaremos el coche e iniciamos la ruta. El recorrido hasta la ermita es físicamente fácil, aunque la orientación puede ser complicada, ya que no está señalizado y nuestra única referencia serán los dos arroyos mencionados.

Dejamos Vizcaínos saliendo por una amplia pista al norte de la localidad.
En primer lugar, abandonamos el pueblo por su lado norte, saliendo por una amplia pista que se dirige hacia una pequeña alineación elevada que cierra el entorno del pueblo. Una vez en ella, ya a la vista del valle por la otra vertiente, iniciamos el descenso, siguiendo siempre el camino, a ratos, poco marcado.

Parajes agrestes y quebradizo de la ladera sur de la Sierra del Mencilla.
Seguiremos entonces la trocha para, haciendo un par de quiebros, depositarnos sobre la pista que acompaña la margen del arroyo Horquiza.


Nos incorporamos a una pista que sigue la orilla del arroyo Horquiza.
Continuamos por esta pista. Durante el descenso podíamos ya apreciar el terreno quebradizo, quebrado e intensamente deformado que conforma la transición entre la falda sur de la Sierra del Mencilla. Se trata de un espacio de transición entre los terrenos de origen paleozoico (Sierra de la Demanda) y los de origen mesozoico, que conforman las cercanas Peñas de Cervera.

Vadeamos el arroyo Horquiza.
Siguiendo por la pista, bien marcada, llegamos enseguida a un vado, donde tenemos que cruzar el arroyo Horquiza. Éste no va demasiado crecido de aguas y podemos cruzarlo fácilmente. Continuamos por la otra orilla, entrando ya en la dehesa de robles.

Seguimos la orilla izquierda del arroyo Horquiza.
Aunque este camino continua hasta la confluencia de los arroyos Horquiza y Torrioza, unos dos kilómetros más arriba, nos salimos por la derecha para progresar por terreno abierto. Caminamos entre los robles siguiendo lo más cerca posible la orilla del segundo de los arroyos.

Grandes ejemplares de roble junto al arroyo Horquiza.
Enormes ejemplos de roble rebollo nos salen al paso. Poco más adelante, llegamos a un llano, donde el Torrioza, que viene por la izquierda, desemboca en el Horquiza. éste continua aún por la derecha subiendo hacia su nacedero en el arroyo Royales. Cruzamos de nuevo el río y continuamos ya siguiendo la orilla del arroyo Torrioza, dejando las aguas a nuestra izquierda. Subimos aguas arriba por su valle, que se va estrechando. Los árboles dan paso al matorral, que en algunos puntos puede resultar muy denso. En líneas generales no tenemos grandes problemas para remontar el curso de agua.

Remontamos el arroyo Torrioza valle arriba.
Seguimos hacia el nacimiento del arroyo, ya por terreno más abierto, sin vegetación, caminando entre matorral bajo y roquedo, siguiendo la pequeña garganta formada por este arroyo de montaña.

Alineaciones de piedras en las inmediaciones de la ermita de Santa Julita.
Llegados más allá de su nacimiento, al final del vallejo, remontamos una pequeña terraza rocosa a nuestra derecha y, ya a la vista de la ermita, solitaria, cubrimos la poca distancia que nos separa del templo. Las laderas de la Sierra del Mencilla nos acompaña ya como telón de fondo.

Valle alto del arroyo Torrioza. Al fondo: la Sierra del Mencilla.
Llegamos a la ermita de Santa Julita. El templo ocupa un gran llano, sobresaliendo sobre entre su entorno, en un emotivo y encantador paraje, a modo de mirador.

La ermita de Santa Julita se halla solitaria, sobre la vertiente sur de la Sierra del Mencilla.
En el entorno de la ermita, descansamos, comemos algo, disfrutamos de la soledad y el encanto del paraje.




Pista que viene de Barbadillo del Pez hasta la ermita.
Retornaremos a Vizcaínos por el mismo itinerario, ya que cualquier alternativa se presenta harto complicada. 


En Vizcaínos perece la pena detenerse en visitar la iglesia románica de San Martín Obispo, una de las más representativas de la escuela de la sierra. De estilo románico, destaca su torre, la galería porticada y los numerosos canecillos con formas caprichosas, además del espléndido ábside.






DE VIZCAÍNOS A LA ERMITA DE SANTA JULITA
Espacio natural
Vertiente sur de la Sierra del Mencilla.
Dificultad
Baja. La única dificultad es encontrar el camino correcto hasta la ermita.
Tipo de camino
Senderos y pistas.
Ciclable
No.
Agua potable
Encontramos en los arroyos que pasamos.
Tipo de marcha
Ida y vuelta.
Orientación
En principio sencilla, pero atención en seguir correctamente la orilla del arroyo Torrioza que nos llevará hasta la ermita.
Época recomendable
Todo el año, aunque tras lluvias, los terrenos puedes permanecer embarrados.
Inicio
Vizcaínos.
Distancia de Burgos
56 kilómetros.
Tiempo total
2 horas 40 minutos.
Tiempos de marcha
Vizcaínos-Ermita de Santa Julita: 1 hora 18 minutos; Ermita de Santa Julita: Vizcaínos: 1 hora.
Distancia total
kilómetros.
Interés
Práctica de la 
Altitud mínima
1016 m.
Altitud máxima
1185 m.
Desnivel acumulado
196 m
Mapas
1:50000: 0277 Covarrubias.
1:25000: 0277-2 Barbadillo del Pez.

hhola
h
Notas:
- Excursión sencilla físicamente hablando, pero que puede complicarse si no encontramos el itinerario correcto para llegar hasta la ermita.
- En épocas lluviosas tras deshielos, los arroyos pueden ir cargados de agua y ser imposible su vadeo.


Entradas relacionadas:



Mapa topográfico


Perfil de elevación


Ver y descargar track en Wikiloc






lunes, 7 de enero de 2019

Valles del Este de Burgos en bicicleta

Excursión de largo recorrido en bicicleta partiendo de la ciudad de Burgos. Saliendo desde el barrio de Villímar, recorremos y visitamos los valles del Vena, Pico y Arlanzón, al este de la ciudad, pasando por las poblaciones de Cótar, Rubena, Orbaneja-Riopico y Castañares. Retornamos a la ciudad entrando por el parque de Fuentes Blancas.


f


La mejor manera de salir de la ciudad de Burgos por su parte noreste es siguiendo los carriles bici que siguen la orilla del Vena hasta el barrio de Villímar.


Una vez en la plaza de este barrio, saldremos por la carretera que se dirige hacia el Convento de San Esteban de los Olmos, señalizado en una rotonda a la salida.

Carretera de Villímar al Convento de San Esteban de los Olmos.
Este carril, asfaltado hasta el convento, pasa por debajo de la ronda de circunvalación no muy lejos del túnel de Fuentebuena.
Convento de San Esteban de los Olmos.
Cuesta del Val hacia el páramo.
Tras pasar por la parte inferior de este viaducto, seguiremos por la derecha en el cruce hasta llegar al puente elevado sobre la línea ferroviaria. Tras él, descendemos hasta el Convento de San Esteban de los Olmos, que dejamos a nuestra derecha. Una vez sobrepasado, pasamos del asfalto a pista y emprendemos el ascenso por una vaguada, la llamada Cuesta del Val, hasta ganar el páramo, junto a un cruce. Tomamos el del medio, llamado "camino de Monasterio de Rodilla" ya que llega hasta allí siguiendo posteriormente el Camino de los Romanos.

Pista por el páramo: descendiendo hacia Rubena.
Continuamos por esta pista que se mantiene amplia y cómoda para rodar. Debemos mantenernos por ella sin salirnos a ambos lados. A nuestra izquierda, sale el camino que desciende hasta Hurones, cuyas casas vemos abajo en el valle.

Cótar visto desde el páramo.
A la derecha, sale otro camino que desciende con fuerte pendiente hacia el barrio de Cótar. ubicado en un coqueto vallejo. Podríamos bajar hasta este barrio de Burgos también o continuar por la pista que seguimos, ya que ambos caminos confluyen un par de kilómetros más allá de Cótar. Por fin, transcurridos casi cuatro kilómetros de ruedo por el páramo, giramos 90 grados a nuestra derecha para iniciar su descenso al valle del Vena.

Cruzamos la autovía por un paso inferior muy cerca ya de Rubena.
Frente a nosotros tenemos ya la autopista A-1 y las casas del pueblo de Rubena al otro lado. Llegamos al llano, y nos dirigimos por un estrecho camino hasta el mismo talud de la autopista. Buscamos un paso inferior, que encontramos fácilmente.

Llegamos a Rubena tras cruzar el río Vena por un puente.
Al otro lado, cruzamos el puente sobre el río Vena y entramos ya en las primeras casas del pueblo de Rubena. Atravesamos la localidad, bajando por su calle principal, bien asfaltada, hasta su confluencia con la carretera N-I.


Rubena

Cruzamos la carretera de nuevo por un paso inferior.

Cruzamos la N-I por un nuevo paso inferior.
Una vez en el otro lado, giramos hacia la derecha siguiendo una amplia pista de tierra que pronto, comienza a ascender. Este vial, en muy buen estado, se dirige hacia un vallejo, ocupado por sembrados, e intermedio entre los ríos Pico y Vena. Subimos un talud y descendemos hacia el fondo de este valle, buscando la pista que se dirige al pueblo de Orbaneja Riopico. En este trayecto surgen varios desvíos. Es conveniente entonces andar atentos en mantener el camino que correcto que nos debe llevar a este pueblo. En general hay que tomar el camino que sale a nuestra izquierda.

Bajando hacia el valle del río Pico.
Tras ascender un poco hasta un pequeño alto, ya a la vista del valle del río Pico, emprendemos el descenso al pueblo de Orbaneja Riopico, en cuyas casas entramos. Este pueblo se halla muy cerca del barrio de Villafría y es el primero que nos encontramos si queremos visitar el valle del río Pico, que nace poco más arriba, cerca de Villalval, en las laderas de la Sierra de Atapuerca.

Primeras casas de Orbaneja Riopico.
Llegamos enseguida a la calle principal del pueblo, que no es más que la carretera que recorre este valle. Torcemos a la izquierda y en cien metros, salimos por la derecha por una amplia y destacada pista que sube hacia la línea de monte que flanquea todo el valle por el sur. Emprendemos el ascenso a esta pequeña "sierra" dejando las casas de Orbaneja atrás.

Calle principal de Orbaneja Riopico.
Es ésta la última cuesta que nos tocará cubrir en toda la excursión. En apenas 300 metros de dura ascensión, alcanzamos lo alto del monte.


El bosque que cubre toda esta alineación y flanquea el valle del Arlanzón hasta confluir en la Sierra de Atapuerca, puede sorprender a muchos ya que está poblado de magníficos robles y son muchos los caminos y sendas que invitan a visitarlo. Tras pasar un campo de fútbol,. podríamos seguir dirección sur y emprender un descenso rápido hacia la carretera N-120, cerca ya del barrio de Castañares, pero tenemos tiempo y preferimos explorarlo.

Amplias pistas recorren el monte que separa los valles del Pico y el Arlanzón.

Todo este monte está recorrido por pistas que lo cruzan de este a oeste y de norte a sur, subiendo desde los valles laterales. No hay demasiada pérdida si nos adentramos y lo recorremos, ya que, tarde o temprano, ganaremos vistas y nos podremos orientar. Tomamos entonces una amplia pista que se dirige hacia el noreste, rodando por el interior del bosque. Es época de lluvias y encontramos barro en algunas zonas.


Tras algo más de un kilómetro, llegaremos al borde norte del monte, asomados sobre el valle del Pico y las casas del pueblo de Quintanilla Riopico a nuestros pies.

Pista de descenso al pueblo de Quintanilla Riopico.
Más a la derecha, visualizamos ya las primeras estribaciones de la Sierra de Atapuerca.

Descendemos hacia Ibeas de Juarros.
Pero no bajamos a Quintanilla, sino que continuamos por el borde hasta tomar la primera pista que vemos a nuestra derecha, que de nuevo se interna en el bosque. Este camino, en poco tiempo, sale de nuevo a terreno abierto e inicia ya el descenso hacia el valle del Arlanzón, a la vista del pueblo de Ibeas de Juarros, que queda a nuestra izquierda, y las  instalaciones militares de Castrillo del Val, a nuestra derecha. No hay pérdida, en poco tiempo, ganamos la amplia pista que discurre en paralelo a la carretera de Burgos a Logroño, muy cerca del pueblo de Ibeas.

Retornamos a Burgos siguiendo la pista que discurre junto a la N-120 de Burgos a Logroño.
El retorno a Burgos ya es sencillo. Solo tenemos que volver siguiendo esta cómoda pista, muy conocida por casi todos los ciclistas burgaleses. Una buena alternativa, es entrar en la ciudad por el parque de Fuentes Blancas. Para ello, debemos cruzar el río Arlanzón por el puente que hay a la altura del barrio de Castañares. En cualquier caso, el regreso a la ciudad es ya rápido y sencilllo.


VALLES DEL ESTE DE BURGOS EN BICICLETA
Espacio natural
Valles de los ríos Pico, Vena y Arlanzón.
Dificultad
Baja.
Tipo de camino
Pistas entre pueblos.
Ciclable
Sí.
Agua potable
Encontramos en cualquiera de los pueblos por los que vamos pasando.
Tipo de marcha
Circular.
Orientación
Fácil si se conoce la zona mínimamente. Si no, se recomienda llevar GPS.
Época recomendable
Todo el año, excepto época lluviosas en que los caminos pueden estar embarrados.
Inicio
Burgos.
Tiempo total
2 horas 30 minutos.
Tiempos de marcha
Burgos-Rubena: 53 minutos; Rubena-Orbaneja-Riopico: 25 minutos; Orbaneja-Riopico-Enlace pista Ctra Logroño: 33 minutos; Enlace pista Ctra Logroño-Fuentes Blancas-Burgos centro: 33 minutos.
Distancia total
35,4 kilómetros.
Interés
Pueblos, valles, panorámicas sobre la ciudad, monte entre los valles del Pico y Arlanzón.
Altitud mínima
847 m.
Altitud máxima
990 m.
Desnivel acumulado
438 m
Mapas
1:50000: 0200 Burgos.
1:25000: 0200-4 Burgos-Este.
h
h
Notas:
- La excursión no requiere gran forma física, cualquier ciclista mínimamente entrenado puede realizarla.
- Atravesamos varios pueblos, así que tenemos la posibilidad de parar y descansar, además de tomar algo en los bares respectivos.
- No se recomienda realizar este recorrido en época de lluvias, al estar los caminos embarrados.
- Son muchas las alternativas posibles al itinerario aquí referido.


Entradas relacionadas:


Mapa topográfico


Perfil de elevación


Ver y descargar track en Wikiloc