domingo, 5 de marzo de 2017

Camino de las Herrerías

En la Sierra de la Demanda, aún quedan muchos caminos y senderos que fueron muy frecuentados en el pasado y hoy han quedado en el olvido y están a punto de desaparecer. Son en su mayoría vías utilizadas por ganaderos y, más recientemente, por mineros. En esta ocasión, realizamos una excursión, casi "exploratoria" siguiendo el curso del llamado arroyo de las Herrerías. En la sierra hay varios topónimos con el nombre de Herrería, evidencia de que en la zona hubo una intensa actividad minera, de la que hoy solo quedan algunos restos.


Camino de las Herrerías


La excursión se desarrolla a los largos de los arroyos de las Herrerías y de las Vergazas, en la cara norte de la Sierra del Mencilla. La ruta se inicia junto a la Vía Verde de la Sierra de la Demanda, muy cerca ya del Puerto del Manquillo.
Para ellos, saldremos de Burgos por la carretera de Logroño para desviarnos, como siempre que vamos a la sierra, en Ibeas de Juarros hacia Pineda. Una vez pasados los pantanos y este pueblo, continuamos casi siete kilómetros buscando a mano izquierda la llamada tenada del Valle de las Colmenas, tres kilómetros antes del Puerto del Manquillo.
Allí mismo, a mano derecha, ya vemos la Via Verde. Dejaremos el coche en la cuneta e iniciamos la marcha descendiendo al camino. Frente a nosotros, vemos ya el gran entrante que forma el arroyo de las Herrerías. El objetivo es en principio remontar el barranco intentando alcanzar la cresta de la Sierra del Mencilla para, continuando por el cordal, descender siguiendo otro arroyo. En el trayecto, esperamos ver los restos de antiguas construcciones mineras. El nombre del arroyo invita a pensar que aquí se desarrollaron estas actividades en el pasado.

Subimos por el barranco siguiendo el arroyo de las Herrerías.
Una vez en la Vía Verde, nos dirigimos en dirección Pineda durante unos trescientos metros, hasta salirnos por la izquierda por un marcado camino que bordea los pintos que bajan de la ladera. El sendero, flanqueado de abundante vegetación, pronto se introduce en un bonito valle, muy verde en esta época del año, que remonta el arroyo de las Herrerías. Pronto, dejaremos un marcado camino a nuestra derecha, donde hallamos los restos de una gran cabaña de piedra.

Restos de cabaña, junto al arroyo de las Herrerías.
El barranco se haya tapizado de un manto verde en primavera.

A medida que subimos por este delicioso vallejo, la pista se va difuminando y convirtiéndose en un tenue sendero. No obstante no hay dificultad ya que el itinerario es evidente. El silencio y la paz nos acompañarán a medida que vamos subiendo. En poco tiempo, llegamos a la cabecera del arroyo. Atravesamos el arroyo fácilmente y nos introducimos en una mancha de hayedo, que recubre las partes más sombrías del barranco. Subimos bajo cubierta vegetal escuchando el cantarín rumor de las aguas que se precipitan a nuestra derecha. En los mapas hemos visto que este camino asciende hasta la misma cresta.

Hayedo en la cabecera del arroyo de las Herrerías.
Tras describir una cerrada curva hacia la izquierda, el camino, que parece labrado sobre la dura roca de la ladera, inicia una fuerte ascensión.


Cabecera del arroyo de las Vergazas.
Pronto ganamos espectaculares vistas sobre la sierra.

El sendero abandona el lecho del arroyo de las Herrerías y emprende una fuerte subida truncada por la vegetación.
Pero desgraciadamente, nuestras ilusiones de remontar hasta la creaste se ven truncadas ya que en poco, la vegetación se apodera del camino hasta el punto de resultar imposible continuar por él a menos que nos abramos paso a machetazos. Hay que dar la vuelta. Sin duda, hace muchos años que nadie lo utiliza.

Vistas sobre el barranco del arroyo de las Herrerías.
Magníficas panorámicas sobre la Sierra de la Demanda, frente a nosotros.
Pero la Sierra de la Demanda, o mejor dicho, del Mencilla, en esta ocasión, ofrece muchas alternativas para recorrer escondidos parajes. Nos replanteamos el itinerario de la excursión.


Para ello, deshacemos el recorrido hasta la cabaña de piedra, llamada Tenada de las Herrerías, . Allí mismo, nos desviamos por el camino que vimos al subir y que continua por nuestra izquierda. Esta pista, parece desarrollarse a media ladera quizás hasta la carretera que sube al albergue. Su traza parece amplia y nos parece una buena alternativa para explorarlo y alargar la excursión unos cuantos kilómetros por parajes solitarios.

Continuamos entre pinares, por la ladera norte de la Sierra del Mencilla.
Este camino continua por terreno bastante cerrado hasta desembocar en unas praderas. En los mapas vemos que desaparece, pero es evidente que más adelante, junto a un pinar, parece nacer otro camino al que nos incorporamos. En este punto, emprende una fuerte ascensión por el pinar, que cubrimos durante unos metros. Pero comprobamos que de nuevo, comienza a confundirse con la vegetación y nos da la sensación de que desaparece unos metros más arriba, aún lejos de la cresta. Así que retornamos al sendero que traíamos y continuamos por él siguiendo la ladera.

Continuamos entre pinos hacia el arroyo de las Vergazas.
A ambos lados nos acompañan los pinos. Unos cuatrocientos metros, oculta desde nuestra posición, se intuye que pasa la carretera. Nuestro objetivo es continuar por este camino hasta encontrar un desvío por el que podamos descender hacia la Vía Verde y por ella llegar al coche. Continuamos por él, flanqueados por los pinos.


En poco, el camino, describe una pronunciada curva hacia la para introducirnos en el barranco del arroyo de las Vergazas, que queda a nuestra derecha. El sendero continua hacia su cabecera.

Barranco de las Vergazas.








Descendemos hacia la Vía Verde siguiendo la orilla del arroyo de las Vergazas.
En poco, el camino rodea la cabecera del arroyo, que cruzamos con facilidad y continuamos por zonas más sombrías por la otra orilla, emprendiendo ya un suave descenso que nos llevará valle abajo hacia el río Arlanzón.

Magníficas panorámicas desde la cabecera del arroyo de las Vergazas.

Durante este descenso, disponemos de las mejores vistas de las cumbres de la Sierra de la Demandas, que tenemos justo enfrente. Algunos pinos caídos nos interrumpen la marcha pero los sorteamos fácilmente.

Junto a la Vía Verde, cerca de su desembocadura en el Arlanzón, cruzamos el arroyo de las Vergazas.
En poco, nos plantamos ya en el valle, a un paso de la Vía Verde. Solo tenemos ya que atravesar de nuevo el arroyo, fácilmente saltando entre piedras, para incorporarnos al camino.

Nos incorporamos de nuevo a la Vía Verde de la Sierra de la Demanda.
La desembocadura del arroyo sobre el río Arlanzón se produce muy cerca pero no podemos ver el punto exacto al quedar oculto por la vegetación.

Pasamos junto a una ermita rupestre de moderna construcción en un claro junto a la Vía Verde.
Una vez en la vía, ya solo tenemos que cubrir los casi dos kilómetros metros que nos separan del punto de la carretera donde dejamos el coche.



d
CAMINO DE LAS HERRERÍAS
Espacio natural
Cara sur de la Sierra de Mencilla.
Dificultad
Baja.
Tipo de camino
Senderos de montaña entre bosques.
Ciclable
Sí.
Agua potable
Hay agua en los arroyos de las Herrerías y de las Vergazas.
Tipo de marcha
Circular.
Orientación
Media. El recorrido es intuitivo, aunque hay que prestar atención a encontrar el camino correcto de retorno.
Época recomendable
Todo el año. En invierno puede estar nevado todo el recorrido. En primavera será un manto verde con flores salvajes y quizás es la mejor época para recorrer estos parajes.
Inicio
Carretera de Pineda de la Sierra al Puerto del Manquillo.
Distancia de Burgos
55 kilómetros.
Tiempo total
3 horas 15 minutos.
Tiempos de marcha
Aparcamiento-Cabecera Arroyo de las Herrerías: 50 minutos; Cabecera Arroyo Herrerías-Cabecera Arroyo de las Vergazas: 1 hora 40 minutos; Cabecera Arroyo de las Vergazas-Aparcamiento: 40 minutos.
Distancia total
10,7 kilómetros.
Interés
Arroyos de montaña de la Sierra del Mencilla, bosques. vistas panorámicas sobre la Sierra de la Demanda.
Altitud mínima
1220 m.
Altitud máxima
1433 m.
Desnivel acumulado
460 m.
Mapas
1:50000: 0239 Pradoluengo.
1:25000: 0239-4 Pineda de la Sierra.
ñjgjfg


j


Notas:

- Excursión sencilla y fácil de realizar. En primavera y comienzos del verano es una delicia caminar por estos parajes cubiertos de un manto verde.
- Aunque toda la excursión es bastante intuitiva, hay varios cruces de caminos y senderos que nos pueden hacer dudar por lo que es recomendable llevar un GPS.
- Como siempre, Pineda de la Sierra es un excelente lugar para descansar y tomar algo.


Entradas relacionadas:



Mapa topográfico


Perfil de elevación



Ver y descargar track en Wikiloc

Powered by Wikiloc




No hay comentarios:

Publicar un comentario