martes, 8 de octubre de 2013

Valle de las Batuecas

La comarca de las Batuecas se ubica al sur de la provincia de Salamanca dentro del espacio delimitado por la Sierra de Francia. Sobre la cara sur de la sierra y limitando con la comarca de las Hurdes, en la provincia de Cáceres, se encuentra el profundo y solitario Valle de las Batuecas. Existe una ruta senderista, recientemente habilitada, que desde el fondo del valle remonta el río Batuecas, pasando junto al convento eremítico de San José y alcanzando el llamado Canchal de las Cabras Pintadas río arriba. El entorno en que se desarrolla el recorrido es un espacio natural protegido.



El lugar más habitual para acceder el Valle de las Batuecas es la bonita población salmantina de La Alberca, emplazado en el corazón de la Sierra de Francia. Desde Salamanca hay que recorrer 94 kilómetros por la SA-215. Si se accede desde el entorno de Madrid o Avila por el este, hay que llegar a primer a Béjar, ubicada junto a la A-6, y desde allí recorrer 46 kilómetros siguiendo el valle del Alagón y bonitos parajes de la Sierra de Francia, como los pueblos de Miranda del Castañar, Monforte de la Sierra y Mogarraz.
Desde La Alberca tomaremos la carretera comarcal SA-201, en buen estado, que nada más salir del pueblo sube al Puerto del Portillo a 1240 metros de altitud. Aquí nos encontramos sobre un balcón natural donde tenemos ya el Valle de las Batuecas casi 700 metros más abajo. La vista desde aquí es impresionante. Nos queda bajar por la sinuosa carretera que pierde altitud curva a curva.

Descendemos los 700 metros de desnivel por el Puerto de las Batuecas.
Panorámica del Valle de las Batuecas desde el puerto.
Nada más llegar al fondo del valle, encontramos a mano derecha la entrada a la pista que conduce al Convento del Desierto de San José, monasterio carmelita de clausura.  
Tras trazar una cerrada curva y recorrer medio kilómetro más, estacionamos el coche en un aparcamiento habilitado para comenzar el recorrido del valle.
Junto al aparcamiento, nace la senda, perfectamente señalizada y restaurada, ya que su primer tramo discurre por una pasarela de madera que se adentra por el interior del bosque.
Comenzamos el recorrido. Cada cien o doscientos metros encontramos carteles informativos sobre el valle y la vegetación que lo compone. Nos da la sensación que estamos en un jardín botánico.

Por una pasarela recientemente habilitada y señalizada nos dirigimos al convento del Desierto de San José.
En apenas dos kilómetros, la pasarela cruza el río y desemboca en la ancha pista que nacía desde la carretera. En apenas doscientos metros, llegamos al entorno del convento de San José de Batuecas, también llamado el Desierto de San José o simplemente Santuario de las Batuecas.
No puede haber mejor entorno para ubicar un convento de estricta clausura, ya que el convento está activo. En su portada leemos que no es visitable, ya que los monjes pretenden el más absoluto retiro y se indica claramente que "no hay nada que mostrar en su interior".
Convento de San José.
Desde el monasterio continuamos la senda, ya siguiendo siempre el río hacia el llamado Canchal de las Cabras Pintadas, ubicado valle arriba. Se trata de un yacimiento del Paleolítico compuesto por unas pinturas rupestres realizadas y conservadas sobre una pared rocosa colgada sobre un risco sobre el río. Realmente su visita es la mejor escusa para recorrer este bello paraje, en la más pura naturaleza.

Pista que conduce por el interior del valle hacia el Convento de San José de las Batuecas.
Tras recorrer el largo muro del monasterio por su exterior, cruzamos de nuevo el río, dejamos una ermita a la derecha y continuamos por el camino, siempre señalizado, que recorre su tramo final, siguiendo la margen izquierda del río valle arriba.

Bellas panorámicas del valle río arriba.
Según avanzamos, vamos ganando altitud con suavidad. Las vistas panorámicas del valle se van ensanchando. El camino está bastante frecuentado en estos meses de verano. Es muy frecuentado por familias.

El río Batuecas nos acompaña en todo el recorrido.
Llegamos al tramo final. Ayudados por unas escaleras entalladas en la roca y una cuerda que hace de barandilla, ascendemos por la ladera rocosa al encuentro de la pared donde encontramos por fin las pinturas. Se trata de una gran panel natural donde se pintaron multitud de trazos representando escenas de cazadores y animales. Realmente el estado de conservación no es muy bueno. Esto añadido al vandalismo, ya que las pinturas se confunden con los grafftis, hace que sea difícil reconocer directamente las escenas.

El Canchal de las Cabras Pintadas.
Bonita salamanquesa sobre la pared del canchal.
Un panel indicativo de todos modos ayuda a entender el cuadro pictórico. Realmente lo de menos es el valor del yacimiento en sí, algo decepcionante, sino el entorno y la excursión que hemos hecho. Justo debajo de la terraza elevada en que nos hallamos, el río Batuecas ha creado multitud de piscinas naturales donde encontramos a muchos bañistas. El lugar es realmente encantador e invita a pasar el día entero refrescándose en las aguas.

Bañistas en las pozas junto al Canchal.

Podríamos continuar la senda aún más subiendo valle arriba para llegar a la cascada del Chorro, cerca de su nacimiento, pero en esta época del año (finales de agosto) seguramente llevará muy poca agua, así que emprendemos el regreso por el mismo recorrido hasta el aparcamiento. Disfrutamos del tranquilo paseo y de la naturaleza pura que ofrece este valle.

Entorno de la senda junto al convento de San José.


Valle de las Batuecas



Notas:
- En los alrededores del Valle de las Batuecas merece la pena visitar la peña de Francia y el pueblo de La Alberca.
- Cerca de La Alberca merece la pena visitar el pueblo medieval de Miranda del Castañar.
- Siguiendo el valle abajo por la misma carretera, en apenas tres kilómetros se puede entrar en la comarca de las Hurdes, en Cáceres, que bien merece una visita aunque más prolongada.
- Béjar es buen lugar para acceder a esta comarca.

Peña de Francia.


La Alberca.



Miranda del Castañar.


Las Hurdes.

Mapa topográfico


Perfil de elevación

Ver y descargar track en Wikiloc



No hay comentarios:

Publicar un comentario