domingo, 20 de abril de 2014

Valle de Caderechas: de Aguas Cándidas a Hozabejas

El Valle de Caderechas se compone realmente de dos subvalles separados por un cordal transversal que lo recorre de este a oeste. La excursión recorrerá el sector sur recorriendo sus pueblos y los frondosos bosques que lo pueblan. Partiendo del pueblo de Aguas Cándidas iremos a Río-Quintanilla visitando la ermita de San Emeterio. Continuaremos por un sendero forestal hasta Hozabejas, desde donde retornaremos por otro pinar a Aguas Cándidas.

Aguas Cándidas.
Para llegar a Aguas Cándidas, saldremos por la carretera de Poza de la Sal. Desde aquí, tomaremos la carretera hacia Cornudilla-Oña, para desviarnos hacia Salas de Bureba. Justo en el centro de este pueblo, junto a la iglesia, parte el desvío a la izquierda que en tres kilómetros nos lleva a Aguas Cándidas.
En este blog ya se ha mencionado el pueblo de Aguas Cándidas como punto de partida para ascender a la cumbre del Castilviejo, cumbre destacada del valle. Hoy será punto de partida para recorrer el fondo del valle.

Aguas Cándidas.
Dejaremos el coche a la entrada del pueblo y salimos caminando por la carretera hacia el Castilviejo, que tenemos delante de nosotros.

Salimos de Aguas Cándidas hacia el Castilviejo.
Dejaremos la carretera nos incorporamos por la derecha a un camino que entre huertos nos acerca a la base de la montaña. Si recorremos estos caminos a mediados de abril asistiremos a la floración de los cerezos. En poco, llegamos al entorno del roquedo que constituye las laderas del Castilviejo. Sin llegar a ascender, progresamos por veredas junto a la ladera ya a la vista y búsqueda de la ermita de San Emeterio, la joya románica del Valle de Caderechas. La ermita se halla en un pintoresco sitio en la base de la montaña, alejada del barrio de Quintanilla y se halla en muy buen estado de conservación. Desde ella disfrutamos de magníficas vistas del valle.

Ermita de San Emeterio de Río-Quintanilla





Video desde la ermita


video



Desde aquí, seguiremos recorriendo la base de la montaña por la vereda que traíamos, acercándonos poco a poco al segundo barrio que forma Río-Quintanilla, que ya divisamos a nuestra izquierda al otro lado del río un poco más arriba.

Panorámica del valle con los pueblos de Aguas Cándidas y Río-Quintanilla en primer término.
Cruzaremos el arroyo Vadillo, que poco más arriba forma un bonito desfiladero, por un puente y entramos en el barrio de Río. En Río-Quintanilla hay que visitar la torre medieval, no hace mucho restaurada. Sobre el pueblo, al otro lado del Castilviejo, se halla el pico Mazo, bonita montaña poblada de pinos por todas sus ladera cuya ascensión ha sido descrita en este blog (Ver Mazo desde Río-Quintanilla).

Ermita de San Emeterio y barrio de Quintanilla.
Río-Quintanilla desde la ladera del Castilviejo.
El Mazo.
Desde Río-Quintanilla debemos tomar el camino que nos lleva a Hozabejas. Para ello, partiendo de la plaza junto a la carretera, tomamos la calle principal que sube con fuerte pendiente hacia la sierra. En poco salimos del pueblo y continuamos por un sendero forestal, por el cual avanzamos unos kilómetros entre pinares.
Torre de Río-Quintanilla.
Salimos del pueblo subiendo por su calle mayor hacia el monte.
Subimos por el monte hacia Hozabejas. A la derecha dejamos el Mazo.

Camino de Hozabejas por el bosque.
Vamos dejando atrás el valle donde se ubican Río-Quintanilla y Aguas Cándidas. Pasando un collado, siempre dentro del bosque, descendemos hacia la carretera que une Río-Quintanilla con Hozabejas, que ya atisbamos al fondo, emplazado bajo la mole de la peña Cironte. 
El pueblo, aislado en el pasado, parece que resurge con nueva vida y se presenta muy aseado y restaurado. Dejamos el bosque, nos incorporamos a la carretera y llegamos Hozabejas caminando por ella entre campos de cultivo.

Seguimos hacia Hozabejas por la carretera entre cerezales.
En Hozabejas destaca un curioso acueducto de piedra del siglo XVIII que sorprende por su buena manufactura. Sorprende tamaña obra en un pueblo tan disminuido y aislado, sobre todo en el pasado.


Hozabejas
Acueducto.
Calle bajo la peña Cironte.
Hozabejas bajo la peña Cironte.
Desde Hozabejas, debemos emprender el camino de retorno. Para ello tomaremos un camino que nace al este del pueblo y que sube fuerte hacia unas antenas. Ganamos altitud dejando las casas abajo detrás. Obtenemos buenas fotos del entorno del pueblo con la peña de fondo.

Video de Hozabejas


video


Seguiremos por el camino, dejando definitivamente el pueblo y su vallejo atrás y progresamos por terrenos llanos entre terrenos de labor. El camino se difumina poco a poco y ayudados por el GPS nos adentramos de nuevo en un pinar. 
el monte que sigue un cordal que separa los subvalles de Aguas Cándidas-Padrones de Bureba del de Río-Quintanilla-Hozabejas
Por la pista forestal, recorremos los cuatro kilómetros que aún nos separan de Aguas Cándidas. No nos saldremos del camino y llegaremos al pueblo por su parte alta.
En Aguas Cándidas merece la pena visitar la iglesia, ubicada en la parte más alta, con buenas vistas del valle y el Castilviejo. La calle mayor, muy amplia, baja entre conducciones de agua y varias fuentes, lo que sin duda ha dado nombre al pueblo. También sorprenden sus edificios de tres pisos, algunos hoy arruinados.

Aguas Cándidas.

Valle de Caderechas: de Aguas Cándidas a Hozabejas


Notas:

- Desde Aguas Cándidas se asciende al pico Castilviejo.
- Desde Río-Quintanilla se asciende fácilmente al pico Mazo, espléndida atalaya sobre todos los valles que forman las Caderechas.

Entradas relacionadas:


Mapa topográfico


Perfil de elevación

Ver y descargar track en Wikiloc

No hay comentarios:

Publicar un comentario