jueves, 19 de junio de 2014

Dehesa de Puras de Villafranca

Puras de Villafranca se ubica en lugar aislado en el corazón de los Montes de Oca. La localidad es también famosa por sus minas de manganeso, explotadas desde el siglo XVIII, así como de los extensos bosques que la rodean. Partiendo del pueblo, recorreremos su dehesa de hayas, por lo que el otoño es la mejor época para realizar esta excursión.

Para llegar a Puras de Villafranca hay que salir de Burgos por la carretera N-120 a Logroño. Tras pasar el puerto de la Pedraja, poco antes de llegar a Belorado, tomaremos el desvío a mano derecha a San Miguel de Pedroso. Sobrepasado este pueblo, tomaremos el desvío a la derecha que en unos tres kilómetros, nos deja en Puras de Villafranca, donde muere la carretera.
El pueblo se desparrama por las laderas que caen sobre el arroyo del Río. En lo alto, dominándolo todo, destaca la ermita de San Quirico y Santa Julia. Dejaremos el coche en la parte baja del pueblo, junto al arroyo, y emprendemos la marcha.

Puras de Villafranca

Abandonamos el pueblo tomando una señalizada pista que, junto al arroyo, se dirige hacia el SO. Justo a la salida, se hallan las bocaminas de las antigua minas, hoy abandonadas. Recientemente han sido habilitadas para su visita con guía. Leemos los paneles explicativos y continuamos por el camino, dejando atrás las últimas casas del pueblo.

Bocamina a la salida de Puras.
El camino se dirige a la dehesa, en donde se introduce rápidamente. Encontramos los primeros ejemplares de hayas a ambos lados de la pista. Estamos en otoño y lucen sus colores más espectaculares. Por este camino, sin abandonarlo, debemos recorrer casi cuatro kilómetros, así que no tenemos que preocuparnos más que de disfrutar de la caminata por el hayedo. Nos adentramos en lo más profundo de los Montes de Oca.
A ambos lados de la pista, pasaremos junto a antiguas construcciones pastoriles, como restos de muretes, tenadas arruinadas, bebederos de ganado, etc...


Siguiendo el valle que ha formado el Arroyo del Río, afluente del Tirón, recorremos cómodamente la dehesa que sigue ahora el Barranco de Vallerriba. El camino se va estrechando y tuerce hacia el sur hasta llegar a un extenso cruce de caminos, sobre un llano. Si seguimos de frente, continuaríamos hacia el pueblo de Rábanos, por lo cual tomamos el desvío a nuestra derecha que nos debe devolver al barranco del arroyo del Río y a Puras.

El camino, ahora está menos marcado, hay que estar atentos en seguirlo y no perderlo. En algunos tramos se introduce en el bosque, formado por magníficos ejemplares de haya entre otras especies.. Continuamos hasta poco a poco emprender el descenso por el barranco del arroyo del Río.
A ratos, el camino se estrecha y tenemos que caminar junto a una valla metálica, pero ya no hay pérdida posible por el arroyo baja inexorablemente al pueblo.

Retornamos a Puras por el bosque.

En apenas un kilómetro desembocamos sobre la pista que trajimos a la ida y por ella solo tenemos que retornar hasta Puras.


Justo antes de entrar en las primeras casas del pueblo, dejaremos a nuestra izquierda, encaramado a la ladera de la montaña la cueva de Fuente Molinos, cerrada con una reja, pero visitable bajo cita previa. Esta cueva posee dentro unos magníficos ejemplares de estalagmitas y estalactitas.

Entramos en Puras de Villafranca tras recorrer la dehesa.
Entramos en Puras de Villafranca. Antes de tomar el coche y marcharnos, podemos subir a la cima donde se ubica la ermita de San Quirico y Santa Julia, donde podemos disfrutar de una buena vista del pueblo y su entorno.

Subimos hasta la ermita de San Tirso.

El arroyo del Río baja crecido en otoño.


Dehesa de Puras de Villafranca


Notas:
- En Puras de Villafranca merece la pena visitar las antiguas minas de manganeso, recientemente restauradas. Para ello hay que concertar una cita con un guía llamando a un número de teléfono.
- La posición central de Puras dentro de los Montes de Oca hace que sea un punto privilegiado para visitar estos montes tan poco frecuentados. Hay caminos a los pueblos de Villafranca Montes de Oca, Garganchón, San Miguel de Pedroso y Rábanos entre otros lugares, recorriendo solitarios parajes forestales.
- Cerca de Puras de Villafranca, se halla el pueblo de San Miguel de Pedroso, famoso por su antiguo molino. 
- En Belorado, junto al río Tirón, hay una área recreativa donde podemos descansar y comer.
Cueva de Fuente Molinos
San Miguel de Pedroso: molino

Entradas relacionadas:


Mapa topográfico


Perfil de elevación

Ver y descargar track en Wikiloc



No hay comentarios:

Publicar un comentario